HÁBITOS PARA MEJORAR TUS RELACIONES.

HÁBITOS PARA MEJORAR TUS RELACIONES.

  • Autor de la entrada:
  • Categoría de la entrada:Acción
  • Comentarios de la entrada:Sin comentarios

INTRODUCCIÓN.

¿Hábitos para mejorar tus relaciones? ¿Para qué las necesito? Las necesitamos para aprender a convivir con los demás. ¿Acaso no sería lindo vivir en armonía con los demás? Claro que sí. Así que aquí te entregamos 14 hábitos para mejorar tus relaciones románticas, sociales, laborales, etc. Para ser felices necesitamos tener buenas relaciones con los demás. A veces olvidamos apreciar a los a la pareja, a los amigos, al jefe ,etc. Así que revisemos un poco nuestros hábitos y algunos de los siguientes podrían ayudante vivir mejor.

HÁBITOS PARA MEJORAR TUS RELACIONES: EL TRIÁNGULO BÁSICO.

1- LA MAGIA DE LA SONRISA.

Si algo es atractivo en una persona es la sonrisa. Una persona con una bonita sonrisa contagia a otros. Hay una magia en ese simple acto que nos cautiva a todos. Una persona enojada suele alejar a la personas porque causa miedo y rechazo. La sonrisa, por el contrario, es atractiva por naturaleza, nos hace agradables y hasta confiables. Si algo tiene una persona carismática es que sabe sonreír.

Todos queremos pasarla bien, tener lindos momentos y divertirnos. Obviamente, por esas razones gustamos y buscamos gente alegres, es decir, personas que sonríen. Un viejo dicho chino dice: “El hombre que no sabe sonreír no debe abrir una tienda”.

Recuerda que la sonrisa natural es mágica, crea un ambiente positivo, saludable y atractivo. No temas, comparte la tuya.

2- APRECIACIÓN Y GRATITUD.

Dos lindas cualidades que conmueven a los demás. Enfócate y valora lo que tienes. Cuando te enfocas en lo que no tienes te amargas, te quejas y sufres. Te olvidas del valor de la vida, de lo bello de la naturaleza, de tener un lugar donde dormir, comida y con que vestirte. Haz olvidado la gente que te aprecia, ya sean amigos o familiares.
Te sientes solo, pero no sabes que tu contribuyes a tu propia soledad. Hay cosas tan básicas como el hecho de respirar y tener la oportunidad cada día de hacer algo bueno. Enfócate en lo que sí tienes y aprecia cada una de ellas. Eso te hace sentir mejor.
No te quejes de lo que no tienes. ¿Qué no tienes? ¿Te haz dado cuenta del dolor de otros? Hay quienes no tienen comida y mendigan un pedazo de pan o buscan en la basura algo que les alivie el hambre que tienen. Hay quienes viven en las calles y, con suerte, otros en un refugio para desamparados; otros no pueden cambiarse ropa a menudo o andan deambulando con trapos que apestan. Millones de personas carecen de lo básico para la vida y algunas están realmente solas y abandonadas. ¿Por qué te enfocas en lo que no tienes cuando millones desearían tener un poco de lo que tú tienes? Da gracias, amigo, por lo poco que tienes.
¿Qué pasa cuando aprecias lo que tienes?
Es importante que aprecies a tus seres queridos, si los aprecias sentirás agradecimiento de tenerlos, sena familiares o amigos, y ellos lo notarán. Créeme eso le gusta a la gente, eso te vuelve agradable y más simpatico.
Te advierto que seas genuino, no finjas, no seas hipócrita. Primero debes intentarlo muchas veces y luego deberá salir más natural.

 Cuando aprecias lo que tienes y lo agradeces surge en forma espontánea y natural la necesidad de compartir lo que tienes.

3- EL ARTE DE COMPARTIR.

¿No tienes nada que dar? Piénsalo bien, pues algo tienes. Compartir genera una satisfacción personal que el dinero no da. Dar crea una alegría interna que nada externo puede provocar. Hay tanto que dar: una sonrisa, un consejo, ánimo al que lo necesita, apoyo real al inseguro, un sincero apretón de manos, amabilidad, una visita al enfermo o al preso, etc.
Seguro que hay muchas otras cosas que puedes dar, pero veamos dos de ellas. Podría ser tiempo y/o dinero. Comparte tu tiempo, en vez de gastar tanto tiempo en “social media” mejor físicamente comparte momentos gratos con tus amigos y tu familia. Cuando valores a tu familia o amigos te das cuenta que un simple texto no es suficiente, podrías invitarlos a una cena, un almuerzo, ver una película, platicar, etc.
¿Te falta tiempo? Lo dudo, pero podrías donar dinero a alguien necesitado. No recomiendo a gente en la calle, pero siempre hay alguien que necesita un poco de dinero. ¿No te sobra? Precisamente porque no compartes, ese es el problema. Millones de personas piensan así, ellos creen que los millonarios deberían dar. Sí, ellos pueden dar grandes cantidades de dinero, tú quizá no puedas hacer eso, pero algo puedes dar… ¿qué tal propina al mesero? Sí buscas encontrarás alguien que necesita algo, comparte lo que tengas.
Cuando aprecias lo que tienes, eres agradecido y compartes verás que la gente cambiará con migo, ellos también compartirán con migo lo que tienen. Si no comparten no debe importarte. Es así de simple.

Compartir te traerá una alegría interna que nada material te puede dar. Es simplemente una satisfacción personal.

HÁBITOS PARA MEJORAR TUS RELACIONES: EL DUO QUE FORTALECE UNA RELACIÓN.

4- EL RESPETO.

Todos sabemos que entre amigos se bromea, pero a veces las bromas son muy pesadas y podríamos ofender a nuestro amigo. Si lo ofendemos muchas veces podría resentirse y la amistad podría acabar.
Los novios comienzan muy bien, pero cuando la confianza aumenta llega el momento que se dicen cosas feas o se ofenden, es decir, se faltan el respeto. Igual que con los amigos, la pareja podría ofenderse y si esto no se corrige la relación se va para el suelo. Por ello es importante aprender a no gritarse, a no pelear constantemente, etc. Cualquier problema debería resolverse hablando y evitando la falta de respeto.
Existe la relación entre jefe y empleado, ambos deben recordar su posición. El jefe no puede ser muy “amigo” de su empleado, pues terminará no haciendo caso y faltando el respeto. Si el jefe ya no puede controlar al empleado podría establecerse una relación hostil con probabilidad de despido. El empleado, por su parte, jamás debe olvidar el respeto a su empleado aunque él le dé confianza, pues se expone a lo antes explicado.

Toda relación requiere respeto, cuando el respeto falta la relación se debilita y luego se esfuma.

5- LA COOPERACIÓN.

Entre amigos hay cooperación en forma natural, es decir, se ayudan o, a veces, son cómplices. Este tipo de relación se debe llevar al hogar e incluso al trabajo.
Una relación es de dos personas que se deben comprender y, por lo tanto, deben cooperarse uno al otro. No se puede dejar todas las tareas del hogar a una sola persona.
Obviamente, en el trabajo debe haber cooperación entre compañeros. Si esta cooperación está libre de envidias y murmuraciones entonces se crea un ambiente magnifico para trabajar mejor. Todo tipo de relación necesita cooperación para perdurar. Esto es verdad incluso en una relación de pareja.

La cooperación es importante en una pareja. No dejes que la otra persona haga sola las cosas, dale una mano.

HÁBITOS PARA MEJORAR TUS RELACIONES: LA LENGUA.

6- EVITAR CHISMES.

Los chismes pueden causar grandes problemas, es mejor evitar propagarlos o inventarlos. No traiciones a tus amigos por lo que otros dicen, es mejor hablar con él, es mejor investigar. Una amistad es preciosa, no la pierdas por oír a otros. De igual manera no dejes que lo que otros dicen afecte tu relación con tu pareja. Es mejor hablar claro sobre cosas que se dicen.

No traiciones una amistan y menos a quien amas por lo que otros dicen. Primero corrobora, luego toma decisiones.

7- EVITAR MENTIRAS.

La mentira destruye la confianza y la sinceridad edifica. Evita mentir a tus amigos, especialmente a tu pareja. Una vez pierdan la confianza en ti todo lo que digas será puesto en duda.

Una buena relación requiere confianza. Evita mentir para que la confianza no se pierda.

8- LA COMUNICACIÓN.

Un mal entendido puede crear problemas serios, por eso es importante que capeas comunicarte con tus semejantes. Trata de hablar claro y no pienses que las cosas obvias están sobre entendidas. No es bueno asumir que nos han entendido, es mejor estar seguros de que nos han entendido.
Así como debes hablar claro también debes saber hablar y evitar gritar. Los gritos suelen ofender, herir y, lo que es peor, resentir a la otra persona. Además los gritos frecuentes podrían caer en pleitos físicos y finalmente en violencia doméstica.

La comunicación juega un papel importante en una relación. Habla claro, pero no grites.

9- LA ATENCIÓN (Saber escuchar).

Los celulares han venido a crear un problema grave en las relaciones, pues la gente suele poner más atención a ese aparato que a las personas. Eso dificulta la comunicación, la cual es necesaria para que la relación funciones correctamente.
Para que haya verdadera comunicación debe haber atención. Cuando no prestamos atención creamos la idea de que no nos importa lo que se nos dice y eso podría causar pleitos e incluso resentimiento. La atención es escuchar para entender y poder comunicar.

Para que haya una buena comunicación también debe haber atención, eso significa saber escuchar.

HÁBITOS PARA MEJORAR TUS RELACIONES: LO MÁS IMPORTANTE.

10- TOLERANCIA Y “SABER” PERDONAR.

Nadie es perfecto y todos lo sabemos, pero suele pasar que en el terreno de las relaciones de pareja se nos olvida esto.  A veces, lo sabe todo aquel que tiene o ha tenido una relación, nos volvemos intolerantes y nos cuesta perdonar los errores simples e incluso tontos de nuestra pareja.
Hay quienes discuten por todo, se vuelve una costumbre. Total terminan gritándose y peleándose como si no fueran personas racionales.
Es importante desarrollar la tolerancia y pasar por alto los errores de la otra persona. Es urgente saber perdonar los errores muy humanos de nuestros semejantes. Claro, todo tiene un límite; pero no es bueno que ese límite sea tan corto o pequeño que se tenga que pelear a diario. Cuando pase algo grave la cosa podría ser diferente y quizás necesites tomar una decisión seria, pero mientras sean cosas menores evita pelear tanto. La tolerancia y “saber” perdonar ayudan mucho en una relación.

Recuerda que tu pareja no es perfecta. No seas tan dura con ella. Practica la tolerancia y el perdón para que la relación perdure.

11- AMOR Y AMABILIDAD.

Ama a tu pareja intensamente y no dudes en expresarlo. Sé amable tanto con el ser que amas como con tus amistades. El amor nos vuelve dulces y amables, no pierdas eso jamás. Tampoco exageres, todo en equilibrio es bueno.

La dulzura del amor es maravillosa, pero si exageras podrías aburrir a la otra persona.

12- SINCERIDAD.

La sinceridad es vital para una relación de todo tipo. Se debe ser sincero con uno mismo y con la otra persona. Mientras haya amor, en una relación sentimental, hay esperanza.
El amor por su propia naturaleza es sincero. Si amas es tu obligación ser sincero, evita no serlo, eso podría ser letal en una relación.

Ama intensamente y con sinceridad.

13 - LA LEALTAD.

La lealtad en estos tiempos es difícil porque hay demasiadas tentaciones. Sin embargo, cuando amas eres leal. No atriciones a tu pareja, no traiciones al amor. Si amas piensa el dolor que podrías causar al ser amado si lee traicionas.

No traiciones al amor, de lo contrario te arrepentirás.

HÁBITOS PARA MEJORAR TUS RELACIONES: LO QUE NO DEBE FALTAR.

14- CONFIANZA Y LIBERTAD.

Toda relación requiere de cierta libertad, no puede haber esclavitud ni nada parecido. La confianza es indispensable para dar libertad. Cuando hay desconfianza hay inseguridad y eso genera miedo a perder al amigo o a la persona que queremos.
Entre amigos hay libertad, no estás siempre con ellos. A veces sales con unos amigos y, en otras ocasiones, sales con otros amigos. Eso en natural y sano.
¿Libertad en una pareja? Sí, pero no se trata de que cada una viva su propia vida, pues si deciden estar juntos es porque quieren estar juntos. Hablamos de libertad en el sentido de que no puedes ni debes controlar a la otra persona. Debe haber confianza para que la otra persona haga ciertas cosas independientemente, pero sin exceso. Tampoco se puede abusar, pues las tentaciones abundan y se podría caer en errores graves.
Normalmente los hombres gustan de estar a solas y las mujeres gustan estar con su pareja. Claro que hay de todo y habrán excepciones. Así que hay que darle espacio a la pareja para que esté a solas. No hay nada malo en ello.

Dale libertad a tu pareja, pero no abuses. Las tentaciones abundan en los tiempos modernos.

Bueno, aquí tienes algunos hábitos para mejorar tus relaciones con los demás y especialmente con tu pareja. No es suficiente leer estos hábitos y luego olvidarlos, hay que ponerlos en acción.

Deja una respuesta